Ultimas rese?as

jueves, 2 de noviembre de 2017

George, de Alex Gino

¡Hola a todos! Leí este hermoso libro hace mucho tiempo (aproximadamente dos meses y medio), como parte de una lectura conjunta en un grupo que estaba, y del que creo que salió un debate muy enriquecedor acerca de la temática de este libro. Es una historia para todas las edades, en la que todos pueden sacar algo, y ojalá ese algo sirva para cotidianizar la problemática que se aborda. 

Título: George
Autoras: Alex Gino
Año de Publicación: 2015
Páginas: 192
Editorial: Nube de tinta
ISBN: 978-987-1997-16-9
Sinopsis: George cree que jamás podrá decirle a nadie que ella, en realidad, es una niña.
Un día, su profesora anuncia que su clase va a representar una obra de teatro. Y George desea con todas sus fuerzas el papel de la niña protagonista, Charlotte. Pero su profesora le dice que ni siquiera puede hacer la prueba para el papel... porque es un chico.
Con la ayuda de Kelly, su mejor amiga, George traza un plan. No solo para poder ser Charlotte en la obra, sino para que todo el mundo sepa, de una vez por todas, que es ella en realidad.
George es una historia tierna, genuina y conmovedora. Un libro para aprender a aceptarnos como somos.

Opinión personal 

Cuando salió este libro, la portada no me llamó demasiado la atención: simplemente asumí que se trataba de un libro infantil, y no me invitó a leer el argumento. Cuando empezaron a salir las reseñas, me sorprendió conocer de que trataba la historia, y ahí fue que comencé a desearlo, hasta que en una compra impulsiva me lo traje a casa. Desde entonces estuvo en mi biblioteca, invitándome a que pase una tarde leyéndolo. Cada vez tenía más ganas de leerlo, hasta que lo propuse para el grupo del que les hablé y, sorprendentemente, salió sorteado. Me alegró mucho tener una excusa para poder leerlo, y como les contaba, me fue interesante hacerlo en conjunto con otra gente con otras formas de ver la vida, con otras experiencias de vida, ya que me ayudó a enriquecer la lectura con diferentes puntos de vista. 
Creo que el trabajo de Mx. Alex Gino (más info aquí) es increíble, ya que en todo momento se demuestra la naturalidad de la identidad de George para si misma. ¿Qué quiero decir con eso? Que ella no ve lo extraño en sentirse niña, y se ve obligada a ocultar esa parte de si misma simplemente porque sabe o presiente que el resto de mundo si lo vería extraño. Además, el relato esta embebido en esa sensibilidad propia de los niños, que son capaces de ver las cosas con pureza, sin prejuicios previos, sin estar en shock porque todavía no sus mentes entrenadas por la sociedad a diferenciar las cosas en blanco o negro, son capaces de ver el gris, y el rojo, y el resto del arco iris. Me recordó en ese sentido a los emotivos relatos de John Boyne, que captan la naturaleza del pensamiento infantil, sin incluir verdades tibias, sino hablando con todas las letras, pero con esa visión brillante del mundo que identifica a las cosas por su esencia.
Es una novela corta y bastante sencilla, pero tiene momentos deliciosos. Como ya podrán saber si leyeron mi reseña de Be More Chill, entre otras, amo el teatro, y me emociona leer sobre historias que tengan algún tipo de relación con el. Además, ver como el teatro fue la herramienta que encontró George para lograr expresar todo eso que tenía dentro, fue sencillamente mágico. 
George es una niña con algunos miedos, ya que vive preocupada de que alguien se entere y la juzgue por ello, como si estuviera mal, pero no puede evitar admirar a las modelos bien vestidas en revistas. Su madre es algo exigente, y teme por su "hijo" y quiere cuidar que no le hagan daño. Su hermano es, por otro lado, un clásico hermano molesto, pero que sin embargo supo comprender a George. Y su amiga Kelly es brillante en todo sentido: inteligente, graciosa, amable y una de esas personas que hacen magia para cumplir los sueños de las personas a su alrededor. Me gustó su aceptación de George, sin preguntas, sin prejuicios. Es, sin duda, uno de mis personajes preferidos. 
El final es hermoso. La puerta se abre y habrá que ver que hay del otro lado. En conclusión, me pareció una historia preciosa, muy bien lograda, que logra visibilizar la problemática trans desde la perspectiva de una niña de 10 años, de alguien que está en el proceso de descubrirse y de que la descubran. Es un libro para que lo lean chicos y grandes, para educar emocionalmente, comprender que no es una especie de capricho ni (perdón por el término) una desviación de nada; sino que es sumamente natural; perder prejuicios, y, sobre todo, no trasmitirlos a la siguiente generación. 

Frase preferida

Lo que quiero decir es que hay que ser una persona especial para llorar con un libro. Significa que se siente compasión y se tiene imaginación.

Recomendado 

Si disfrutaste de las historias de John Boyne.



No hay comentarios:

Publicar un comentario