Ultimas rese?as

sábado, 10 de septiembre de 2016

Amar es... No tener límites, de Andrew Grey

¡Hola a todos! Si bien como sabrán, mi lectura actual es Elantris, estoy variando con otras por varios motivos: el peso del libro (casi imposible de leer en la cama por mucho tiempo y/o llevarlo en la mochila a la facultad) y el hecho de que por su extensión siento que como no lo termino no avanzo y me frustra ver libros que quiero leer acumulándose, así que estoy en modo picaflor literario. Por eso es que anoche, luego de leer un par de capítulos de Elantris, me sumergí en esta historia que devoré en pocas horas. Cada vez disfruto más de esta saga, y les aseguro que este libro es mejor que el anterior. 

Título: Amar es... No tener límites (Farm #2)
Autor: Andrew Grey
Año de Publicación: 2016
Páginas: 234
Editorial: Ediciones B (bajo el sello Gay Romance)
ISBN: 978-950-15-6170-8
Sinopsis: En la granja de Geoff y Eli, Joey se repone de su brutal accidente de moto. Es entonces cuando un nuevo huésped llega al lugar: un joven y encantador músico de la Sinfónica Nacional Juvenil, que es ciego. Joey irá acercándose cada vez con más confianza a Robbie, justamente porque no puede ver sus cicatrices. El amor se inicia aun sabiendo que tendrá un fin cuando acabe el verano. Otro dilema se avecina: ¿elegirá Robbie volver a la seguridad del hogar de sus padres o asumir una vida plena de enamorado?
¡Muchas gracias a Ediciones B por el ejemplar!


Opinión Personal

Cuando hablé del primer libro de esta saga, comenté que esperaba con ansias este. Llegó esta semana a casa, el miércoles, y desde el principio me vi atraída por esa preciosa portada, tan delicada. Si bien creía que no me iba a gustar tanto como la primera por el cariño que le había tomado a los protagonistas de Amar es... No avergonzarse, me tuve que tragar mis palabras, porque definitivamente me gustó más. 
El autor pulió algunas cosas de su estilo, por lo que el texto me resultó sumamente agradable de leer. Sentí como que se explayaba más en algunas cosas y las situaciones tenían un mayor desarrollo antes de verse resueltas. Sentí esta historia un poco más realista, y que si bien tiene un poco de cliché, no es tan predecible como el anterior libro. Me gusta ver como Andrew Grey es capaz de hacerme querer a todos sus personajes, incluso cuando esperaba no estar tan emocionada por los protagonistas de este libro como me paso con Geoff y Eli. Logró hacerme emocionar, atravesando las páginas para transmitirme los sentimientos de los personajes, su dolor, su felicidad; como logró que, de cierta forma, pudiera escuchar la música y sentirla a pesar que mi única conexión con ella eran palabras en un papel. Lo sentí completamente mágico, y me gustó haber podido enlazarme de esa manera con el relato. Un detalle por parte del autor fue narrar tanto del punto de vista de Joey como de Robbie, permitiéndonos alternar en como se iban descubriendo los personajes y las impresiones que tenían. 
La historia tiene algunos giros impredecibles, lo que es algo excelente para un género tildado muchas veces de falto de imaginación y que recurre muchas veces a lugares comunes. Si bien tiene algunas cosas muy similares a la primera entrega, creo que esta historia es bastante más profunda, no es tan instalove, y me gustó que se ampliara un poco el espectro de conflictos. Me gustó que pareciera que estaba terminando (si uno lo pone en paralelo con la anterior historia) y ver que le faltaban como 70 páginas al libro y sentirme completamente desconcertada acerca de que podría venir después. 
Si bien conocíamos a Joey desde las primeras páginas del anterior libro, en esta entrega podemos conocerlo más. Han pasado unos 6 años desde que lo vimos por primera vez, y no es el chico ingenuo que trabajaba a cambio de las lecciones para cabalgar. Es más maduro, sabe valerse por si mismo y siente que tiene un lugar en el mundo en esa granja, a pesar de estar convencido de que nunca podrá vivir un romance como Eli y Geoff, ya que por un accidente que tuvo tiene algunas cicatrices en el rostro. Se encontrará con Robbie, un muchacho ciego, que gracias a su discapacidad es la única persona capaz de no mirarlo con horror y de ver más allá de las cicatrices. Me encantó este personaje, aunque a veces tuvo actitudes que me molestaron, aun cuando él no tuviera la culpa. Principalmente creo que le tomé cariño por el enorme amor que tiene por su violín y la música, y su capacidad de ver, ya que como decía El Principito, "Lo esencial es invisible a los ojos". Entre los personajes nuevos dignos de mención están Arie, un amigo de Robbie, y Adelle quien es como la segunda madre de Robbie y que enseguida uno la aprecia porque es casi imposible no hacerlo. Para cerrar, nos encontramos de nuevo con Eli y Geoff, quienes siguen amándose como antes, y Len y Chris, quienes a pesar que tienen pocas apariciones, creo que fueron muy significativas. 
El final me fascinó. Contó con un mayor desarrollo que el anterior, y el factor sorpresa de que les comenté me hizo saltar de emoción. Empieza el nuevo conteo regresivo de ansiedad por poder volver a leer de esta granja a la que tanto cariño le tomé, y que si no la visitaron todavía, espero puedan sumergirse en sus páginas pronto. Lo van a disfrutar. 

Frases Preferidas

  • Es cierto lo que dice el viejo dicho sobre que es mejor amar y perder que nunca haber amado. Nuestros corazones deciden de quién nos enamoramos, pero solo Dios sabe cuánto tiempo tenemos para amar. Tendrás que sacar lo mejor del tiempo que tienes, ya sean siete días, siete meses o siete años. 
  • No puedes permitir que el miedo y las dudas dirijan tu vida. 
  • El amor, el amor verdadero, vale absolutamente todo lo que tengas que pagar por el.

Recomendado

Si disfrutaste de la primera parte, estoy segura que te enamoraras de esta continuación. 

6 comentarios:

  1. Pues pinta muy bien
    lo apunto :)
    un beesito

    ResponderEliminar
  2. Hola Luz! la verdad es que me alegra un montón que te haya gustado más que el anterior, porque suele pasar, como decías, que las segundas partes no son tan buenas o si te quedas encariñada con lo anterior, así que en eso me alegra mucho! por otro lado, cuando una historia te atrapa y no te suelta... sin dudas es de lo mejor que puede pasarte. Me gusta como contás que enlaza la música, puede tomarse como un super punto a favor. Por último, si, la portada es preciosa *-* me llama mucho la atención!
    Un beso enorme♥

    ResponderEliminar
  3. ¡Hola!

    Leí muchas reseñas del libro anterior, pero no sabía que tenía un segundo libro. Quiero empezar a leerlo pronto y tus reseñas no hacen más que alentarme más a leerlos. Y las frases que pusiste son realmente hermosas.

    ¡Besos!

    ResponderEliminar
  4. Hola Luz! Qué tal?
    Terminé esta secuela hace un par de días y la he disfrutado tanto como la primera entrega. He empezado a redactar mi opinión y he estado pensando en que hay muchas similitudes entre los dos primeros libros y espero que en el tercero se desligue un poco de eso, sino me sentiría un poco decepcionado. Aunque hay que admitir la existencia de varias diferencias, incluyendo ese giro de los acontecimientos al final. Yo también experimenté esa sensación al ver que faltaban como 70 páginas y todo daba a entender que la historia ya tenía un cierre.
    Los personajes me encantaron y fue agradable reencontrarse con Geoff, Eli y Len. En cuanto a Robbie y Joey... sin palabras. Son tal para cual y estoy muy contento con la forma en la que se desarrolla su relación. En cuanto a Adelle, me recordó mucho a la tía Mari :) Pero admito que me cayó mejor xD
    Abrazo!

    ResponderEliminar
  5. Hola, Luz! Todo bien?
    No conocia a la saga ni al autor, pero si decis que no cae en cliché como lo suele hacer el género(para mi sí es así, por lo menos la gran mayoría de los libros lo hacen)...
    La portada me llamó mucho la atención, tenes razón con lo que es delicada... Me hizo acordar a cuando tocaba el violín jaja Que tiempos! jaja
    Tweetie-o como se escriba- algunas de las frases que pusiste jaja
    Nos estamos leyendo!

    ResponderEliminar
  6. ¡Hola Luz! Nunca presté atención a estos libros si bien recuerdo haber visto alguna vez al autor. Creo que voy a darles una oportunidad, amo los libros románticos. ¡Besos!

    ResponderEliminar